Un nuevo estudio plantea que todavía podría haber actividad volcánica en Marte. Algo interesante si tenemos en cuenta que, por ahora, no se han observado evidencias directas de vulcanismo. Las pistas no están en ningún tipo de magma, si no en el agua…

La actividad volcánica en Marte podría no ser cosa del pasado…

Sabemos que Marte fue un lugar mucho más cálido y húmedo en el pasado. En la actualidad, todavía conserva agua en forma de vapor y hielo. En verano de 2018, un estudio mostró que podría haber un lago de agua salada bajo la superficie del polo sur del planeta rojo. Los autores de ese estudio sugerían que, probablemente, la presión del material por encima, y la sal disuelta en el agua, eran lo que provocaban que el agua se pudiese mantener en estado líquido. Este nuevo estudio nos lleva, precisamente, de nuevo a ese lago.

Todavía podría haber actividad volcánica en Marte
  • Facebook
  • Twitter
  • Buffer
  • Pinterest
  • Gmail
  • reddit
  • LinkedIn
  • Tumblr
El polo sur de Marte observado por la sonda Mars Express. Crédidto: ESA

Pero con una explicación diferente. Porque en un nuevo estudio, se plantea que la presión y la sal no serían suficientes para evitar que el agua se congelase. Solo la actividad volcánica en Marte habría sido capaz de evitar la congelación. Más específicamente, una cámara de magma que se hubiese formado en los últimos siglos. Es la única forma, según los investigadores, de que el agua no se hubiese congelado. El estudio de 2018 se centraba en el polo sur del planeta y planteaba qué podría mantener el agua en estado líquido, pero no lo cuantificaron.

En este nuevo estudio sí se indica que, sin una cámara de magma, probablemente no habría agua. Todo esto nos lleva a un debate que no es nuevo. Al contrario. Ya hace tiempo que se sabe que Marte tiene agua. Lo que no está tan claro es ni en qué cantidad ni de qué forma. Todo esto es importante por muchos factores. No solo para saber si podríamos utilizarla en próximas misiones. También para entender cómo se forman y cómo evolucionan los planetas. Así como entender cómo podría aparecer la vida en otros planetas.

La actividad volcánica en Marte es importante

Por otro lado, en el caso del planeta rojo, se cree que si hay vida en la actualidad, debería estar protegida de la radiación, bajo la superficie. Además, añaden, si hubo actividad volcánica en Marte en el pasado, parece razonable suponer que todavía podría haberlos hoy en día. Algo que permitiría que las condiciones fuesen más favorables para la existencia de agua en estado líquido. Y, en consecuencia, para la posible existencia de vida. Marte y la Tierra tienen un punto común. Ambos planetas tienen cascos polares enormes.

  • Facebook
  • Twitter
  • Buffer
  • Pinterest
  • Gmail
  • reddit
  • LinkedIn
  • Tumblr
Marte, observado por el telescopio Hubble. Crédito: STScI/AURA, J. Bell (ASU), and M. Wolff

Eso nos permite intuir paralelismos. Bajo esa capa de hielo, en la Tierra, es común encontrar agua en estado líquido. Algo posible gracias a la actividad volcánica. El calor permite que el agua, bajo la superficie de nuestro planeta, no llegue a congelarse. En el estudio de 2018 se establecían esos mismos paralelismos. Pero no se explicaba cómo llegaría ese agua al interior del planeta rojo. Algo que lleva a una pregunta natural. ¿Qué tipo de condiciones serían necesarias para que se derrita el hielo y tengamos agua líquida bajo la superficie?

¿Qué temperatura es necesaria? ¿Y qué procesos geológicos? Porque en condiciones normales, las profundidades de Marte son demasiado frías como para que el agua permanezca en estado líquido. Para intentar responder a esas preguntas, los investigadores han partido de la base de que la detección de agua en 2018 es correcta. Después, intentan deducir qué condiciones serían necesarias para que pueda haber agua. Tuvieron en cuenta tanto la cantidad de sal necesaria, así como el flujo de calor necesario procedente del interior.

Una pregunta para la que podríamos tener respuesta pronto

Ese calor interior sólo podría proceder de una cámara magmática. Es la única fuente obvia de calor procedente del interior. No es un razonamiento absurdo porque sabemos que, en el pasado, Marte fue volcánico. Basta el ejemplo del Monte Olimpo. Es un volcán que no tiene comparación en la Tierra. De hecho, es el volcán más grande que podemos observar en todo el Sistema Solar. No hay ningún volcán en la Tierra que se pueda comparar. No muy lejos del Monte Olimpo están, también, los Montes de Tharsis. Otros tres volcanes.

  • Facebook
  • Twitter
  • Buffer
  • Pinterest
  • Gmail
  • reddit
  • LinkedIn
  • Tumblr
El Monte Olimpo, en Marte, fotografiado por la sonda Viking 1. Crédito: NASA

En el estudio, los investigadores plantean que, hace 300 000 años, el magma pudo emerger desde el interior de Marte hasta la superficie. Es decir, no se produjo un volcán, sino que estaría atrapado en una cámara magmática bajo el polo sur. Esa cámara se habría enfríado con el paso del tiempo. En ese proceso, habría emitido el calor necesario para descongelar la parte inferior de la capa de hielo. Esa cámara seguiría en funcionamiento hoy en día, impidiendo que ese lago se congele. 300 000 años no es mucho tiempo. Por tanto, todavía podría haber actividad volcánica en Marte.

Es una conclusión muy interesante que lleva a más preguntas y respuestas. Lo mejor de todo es que, con la sonda Insight ya en Marte, se podrá analizar el interior del planeta rojo y ver si hay alguna señal de calor. Además, si realmente hay agua en ese lago (algo que los investigadores de este estudio no afirman o desmienten), tendríamos un mecanismo que explicaría de forma sencilla cómo es posible que esté ahí. Sería otro paso más para comprender si Marte ha tenido, o incluso tiene, algún tipo de vida…

Estudio

El estudio es M. Sori, A. Bramson; «Water on Mars, With a Grain of Salt: Local Heat Anomalies Are Required for Basal Melting of Ice at the South Pole Today». Publicado en la revista Geophysical Research Letters el 12 de febrero de 2019. Puede ser consultado en este enlace.

Referencias: Universe Today